martes, 15 de diciembre de 2009

Ya estoy curada


Parece mentira que cuando estás enamorada y te llega el desamor es impresionante como te llevas los días y los días soñando por una llamada, una vuelta, con una tristeza en el cuerpo y desorden emocional que no te deja ser tú. Y si sigues teniendo contactos con esa persona de forma puntual y que ya no ves pero que deseas, incluso guardas sus últimos mensajes en el móvil que relees y relees con nostalgia imaginando que te gustaría que fuese uno más de los 10 que recibías diariamente...por lo que el hundimiento es mucho más acelerado,

Sin embargo hoy estoy contenta porque he descubierto y comprobado que ya estoy curada, estos días he recibido una serie de llamadas y mensajes que en tiempos anteriores me hubieran puesto nerviosa y me hubieran hecho soñar y temblar pero...Oh sorpresa! me han importado 3 pepinos, es más hasta un triste beso enviado por mensajería móvil me ha molestado. Así que ya c0n este frío siberiano se me ha vuelto la sangre de horchata y puedo decir que por fin tengo ya el ALTA MÉDICA, VAMOS QUE YA ESTOY CURADA. YUPIIIIIIIIIIII!!!!!!!!! Que corra el aire por el pasillo que vuelvo a estar en libertad de pensamiento y alma...
Es ahora con la frialdad de un iceberg cuando recapacitas y te das cuentas de cómo sin explicación has podido hacer el tonto por una persona y también como la has idolotrado y hasta qué punto.
Es ahora cuando con la misma frialdad recuperada tu autoestima perdida, dañada y dolida te enalteces pensando para ti....¿Y que yo estuviera así por...?
Asi pues puedo decir muy alto que a fecha de hoy los resultados del partido han sido C-5 P-0. Perdí una batalla pero he ganado la guerra.
Como diría Paulo Cohelo...¨"Cerrando círculos".

video

2 comentarios:

Margot dijo...

No es fácil confesar en voz alta, muy alta, lo que tú has confesado... La cosa es simple, quienes piensan solamente en ellos, acaban por hacernos daño. Por mucho que nos adviertan, siempre acabamos cayendo de bruces, y es que quien es generoso y falto de egoísmo siempre peca de ser "una mijilla" inocente (me incluyo a mi misma).. ¿verdad? No sabes como me alegro por esa alta, ya va siendo hora de que la felicidad nos roce, y verás -sin tardar- como eso aún es posible. Existen almas buenas con mente sana... no lo dudes.

Un abrazo, grande ;)

Mafalda forever dijo...

Llevaba enganchada dos años a un canario que te juro me hizo un hechizo...gracias a Dios me desenganché de él.
Pero qué cuesta!!!